Alitas de pollo adobadas para freidora de aire

Preparar alitas de pollo adobadas en una freidora de aire es una deliciosa manera de disfrutar de este platillo clásico con un toque saludable.

Las alitas adobadas son conocidas por su sabor sabroso y picante, y la freidora de aire permite lograr una textura crujiente sin necesidad de sumergirlas en aceite.

En este artículo te mostraremos cómo preparar unas alitas de pollo adobadas deliciosas y saludables, perfectas para satisfacer tus antojos sin sentirte culpable.

¡Prepárate para descubrir una receta que deleitará tu paladar y hará que quieras repetirla una y otra vez!

 

Preparación del adobo para dar sabor a tus alitas de pollo

Preparar un delicioso adobo es esencial para darle sabor a tus alitas de pollo antes de cocinarlas en la freidora de aire.

El adobo no solo realza el sabor, sino que también asegura que las alitas queden jugosas y llenas de aroma.

Aquí te guiaré a través de los pasos para preparar un adobo sabroso que elevará tus alitas de pollo a otro nivel:

Ingredientes:

  • 2 libras (aproximadamente 900 gramos) de alitas de pollo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharaditas de pimentón dulce
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1 cucharadita de cebolla en polvo
  • 1/2 cucharadita de pimienta negra
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/4 de cucharadita de pimiento rojo triturado (ají) para un toque picante (opcional)
  • Jugo de medio limón (aproximadamente 2 cucharadas)

Instrucciones:

  1. En un bol grande, mezcla el aceite de oliva, el pimentón dulce, el comino, el ajo en polvo, la cebolla en polvo, la pimienta negra, la sal y el pimiento rojo triturado (si deseas un toque picante).
  2. Agrega el jugo de limón a la mezcla de especias y aceite y revuelve bien hasta obtener una pasta homogénea.
  3. Lava las alitas de pollo y sécalas con papel de cocina. Asegúrate de que estén completamente secas antes de continuar.
  4. Coloca las alitas de pollo en un bol grande y vierte la mezcla de adobo sobre ellas. Asegúrate de que todas las alitas estén cubiertas uniformemente con el adobo. Puedes usar tus manos o utensilios de cocina para hacerlo.
  5. Cubre el bol con film transparente y refrigera durante al menos 30 minutos o, si tienes tiempo, hasta 2 horas. Esto permitirá que el sabor del adobo se impregne en las alitas.
  ¡Descubre cómo asar costillas de cerdo en freidora de aire con resultados espectaculares!

Trucos y consejos para preparar alitas de pollo adobadas en la air fryer

Preparar alitas de pollo adobadas en la freidora de aire es una excelente opción para obtener un resultado delicioso y saludable.

Aquí te presento algunos trucos y consejos para perfeccionar tu técnica:

1. Lava y seca bien las alitas: Antes de adobar o cocinar las alitas, asegúrate de lavarlas y secarlas minuciosamente con papel de cocina. Esto ayuda a que la piel se vuelva más crujiente durante la cocción.

2. Deja que las alitas marinen: Si tienes tiempo, deja que las alitas se marinen en el adobo durante al menos 30 minutos o más. Esto permitirá que los sabores se impregnen en la carne de manera más efectiva.

3. Añade un agente espesante: Agregar un poco de almidón de maíz o harina al adobo antes de aplicarlo a las alitas puede ayudar a que se adhiera mejor y forme una capa crujiente.

  ¡Descubre cómo hacer la mejor menestra congelada en tu freidora de aire!

4. No amontones las alitas: Asegúrate de que las alitas estén dispuestas en una sola capa en la canasta de la freidora de aire. Cocinarlas de esta manera garantiza que se cocinen de manera uniforme y queden crujientes.

5. Rociar con aceite en aerosol: Antes de cocinar las alitas, rocía ligeramente la superficie con aceite en aerosol. Esto ayudará a que se doren y obtengan esa textura crujiente característica.

6. Voltea a la mitad del tiempo: Aproximadamente a la mitad del tiempo de cocción, da la vuelta a las alitas para asegurarte de que se cocinen uniformemente en ambos lados.

7. Verifica la temperatura interna: Utiliza un termómetro de cocina para asegurarte de que las alitas alcancen una temperatura interna de al menos 75°C (165°F) antes de servirlas. Esto garantiza que estén completamente cocidas.

8. Salsas al final: Si deseas sabor adicional, puedes sumergir las alitas en tu salsa favorita después de cocinarlas en la freidora de aire. De esta manera, conservarán su textura crujiente.

 

Adobar las alitas de pollo antes de cocinarlas en una freidora de aire resulta ser una técnica altamente beneficiosa.

El adobo, compuesto por una combinación de especias, hierbas y condimentos, no solo aporta un sabor increíblemente delicioso a las alitas, sino que también ayuda a realzar su textura.

Es una técnica sencilla pero efectiva para garantizar resultados de calidad y satisfacer los paladares más exigentes.

  ¡Sábado dulce! Receta irresistible: bizcocho de yogur de limón en ¡freidora de aire!

Acerca del autor

Anna

Ver todos los artículos